Como sabes, el clutch es el pedal del embrague que debemos pisar para poder realizar los cambios en un automóvil de caja manual o estándar. Sin embargo, algunos malos hábitos de manejo provocan averías serias. En Escuela de Manejo 0 es 3 te daremos algunos tips para extender su vida útil.

Antes que nada, asegúrate de que los niveles de aceite de transmisión, antincongelante y aceite del motor se encuentren en un nivel óptimo.

Olvídate del mal hábito de mantener apoyado el pie izquierdo sobre el embrague, utiliza el pedal de descanso. El clutch solo se utiliza para hacer los cambios y al mantenerte en alto total, coloca la palanca en punto muerto y levanta el pie del pedal.

Siempre debes pisar a fondo el clutch para realizar los cambios, de lo contario, el mecanismo sufrirá fricciones y por lo tanto, el desgaste de piezas se acelerará. Tú mismo escucharás un sonido estruendoso si no lo haces correctamente.

No sueltes el clutch demasiado rápido al realizar los cambios, siempre deberá acompañarse de un movimiento coordinado con la palanca.

Si eres un conductor principiante, trata de conocer a fondo el funcionamiento del embrague de tu auto, es decir, encuentra el punto exacto en que el pedal te permite realizar los cambios. Esto te permitirá dominar el manejo de una caja manual.